YUYOPEDIA

TÉ ROJO

El consumo y la popularidad del té rojo se han ido incrementando en los últimos años, llegando a ser uno de los tés más consumidos y apreciados por los amantes del té. ¿Será por su intenso sabor terroso? ¿O por sus múltiples beneficios para la salud?

Sea cual sea el porqué, es innegable que el té rojo goza de un exquisito e inconfundible sabor y, a la vez, nos otorga numerosas propiedades para nuestro bienestar que difícilmente encontremos en otro té o infusión.

El té rojo se ha convertido, después del té verde (el té por excelencia), en una de las clases más conocidas por sus poderes diuréticos y sus beneficios para la pérdida de peso. Pero el té rojo es más que un aliado para la dieta.

El té rojo es originario de la región china de Pu’er en Yunnan (región de la eterna primavera), donde todos sus habitantes lo conocen por té Pu Erh. En occidente seguimos llamando té rojo al té Pu Erh, aunque pertenecen al mismo tipo de té.

Según su antigua tradición, se elabora a partir de hojas de té verde post-fermentadas, que se almacenan en barricas de bambú durante al menos 2 años y hasta incluso más de 60. Es por este largo proceso de fermentación que las hojas de este té presentan esos tonos rojizos, un carácter marcadamente terroso y un color cobrizo de lo más característico.

Este té también suele conocerse como “té de los emperadores”, ya que su bebida era utilizada hace muchos siglos como parte de rituales milenarios y tradiciones orientales. Entonces ya sabían que esta bebida natural podía aportar innumerables beneficios y era utilizado ancestralmente por la medicina china (lo utilizaban para mantener su organismo en perfectas condiciones). Por lo que a pesar de los años, el té rojo se ha mantenido como un aliado natural que contribuye a remediar problemas y alteraciones diversas.

Las propiedades para perder peso son las que han llevado al té rojo a la fama por encima del resto de tés. El té rojo es un perfecto aliado natural en las dietas para adelgazar, ya que su toma contribuye a la eliminación de grasas que acaba convirtiéndose en una pérdida de peso corporal. Esta acción quema grasas se obtiene gracias a la aceleración del metabolismo del hígado, que produce la toma de té rojo, y que favorece una eliminación más rápida de las grasas. Esta propiedad además ayuda a prevenir y mejorar el hígado graso.

Esta es otra de las propiedades más conocidas del té rojo Pu Erh. La toma de esta bebida natural ejerce una acción diurética que favorece la eliminación de toxinas de manera natural y evita la retención de líquidos. Esto también contribuye a la pérdida de peso, ya que el líquido retenido puede llegar a sumar de 1 a 3 Kg.

El té rojo es perfecto para ayudarnos en el proceso de la digestión. Una taza de té rojo después de comer nos ayudará a promover la secreción de ácidos gástricos y regular el proceso químico y mecánico de la digestión. Además, esta estimulación también acelera la metabolización de los alimentos, por lo que ayuda en no absorber tantas grasas ni tantas toxinas como lo haríamos sin esta bebida.

El té rojo Pu Erh era muy conocido antiguamente como remedio natural para reducir la grasa de la sangre. Un menor nivel de grasa en la sangre supone un descenso del colesterol, por lo que esas personas que padecen colesterol alto pueden probar a tomar una taza de té rojo después de las comidas para regular dicho nivel.

RECUERDE: El uso de plantas medicinales no debe ser motivo de retraso en la consulta médica. Tampoco debe reemplazar la medicación prescrita por el médico. Cuando consulte al médico, comuníquese si está utilizando hierbas medicinales.

PODÉS ENCONTRARLO EN NUESTRA LÍNEA ESENCIAL