YUYOPEDIA

HIBISCUS

El té de hibisco es un favorito en centroamérica por los muchos y variados beneficios que lleva aparejados. Disfrutar de una taza humeante es un placer cargado de ventajas para nuestra salud. 

Entre las propiedades del hibisco en infusión destaca la de ayudarnos a mantener la línea. ¿Cómo lo consigue? Acelerando nuestro metabolismo, lo que facilita la pérdida de peso de forma sencilla.

Contribuye, además, a realizar la digestión y a mejorar el tránsito intestinal, lo que también tiene su reflejo en nuestra silueta. No debemos olvidar que el hibiscus en té combate la retención de líquidos y ayuda a la quema de grasa corporal.

Si queremos cuidar nuestra imagen, será nuestro aliado gracias a la acción de la quercetina, un diurético natural, y la antocianina, que acaba con la grasa localizada.

Este es otro de los beneficios del té de hibisco. Si padecemos procesos catarrales o gripales u otras afecciones respiratorias, nos permitirá sentirnos mejor como consecuencia de su acción balsámica y demulcente, así como por su alto contenido en vitamina C.

Si nuestros niveles de colesterol nos obligan a cuidarnos, la infusión de hibisco y sus propiedades son la clave. Gracias a sus antioxidantes, lograremos reducir el colesterol malo. Nuestro corazón y nuestros vasos sanguíneos lo agradecerán.

Esa misma acción antioxidante ayuda a prevenir infecciones digestivas, urinarias y respiratorias. Además, las defensas se reforzarán de manera notable. El hígado será uno de los órganos que se verán, sin lugar a dudas, más reforzados al impedir que se desarrolle la llamada esteatosis hepática o enfermedad del hígado graso.

Tomar una infusión de hibisco es un sencillo gesto al alcance de todos que permite prevenir la hipertensión arterial. Es una consecuencia de su efecto diurético que no presenta, al parecer, contraindicaciones. 

Si padecemos diabetes tipo II, podemos encontrar en la flor de hibisco unos beneficios de gran utilidad. Por un lado, su ingesta contribuirá a una reducción del nivel de glucosa en sangre; por otro, los polifenoles que contiene, que son un grupo de sustancias químicas encontradas en plantas, dan lugar a una mejora de la función que desempeñan los riñones.

Es la consecuencia directa de su capacidad para regular el nivel de estrógenos en el cuerpo de la mujer, una de las propiedades del hibiscos rojo. Los dolores menstruales se ven aplacados

RECUERDE: El uso de plantas medicinales no debe ser motivo de retraso en la consulta médica. Tampoco debe reemplazar la medicación prescrita por el médico. Cuando consulte al médico, comuníquese si está utilizando hierbas medicinales.

PODÉS ENCONTRARLO EN NUESTRA VARIEDAD:

ALIMONADO TAFÍ- TUS MATES ÚNICOS